Todas las entradas por albasmileforeve

Ideas y pensamientos se agolpan en mi cabeza, mis dedos vuelan por el teclado dando forma a numerosas frases. La escritura es un hábito; ser capaz de compartirla, una superación de tus miedos. Poco a poco, en este blog pretendo compartir ideas, impresiones, reseñas de libros... todo aquello que me parezca digno de mención, todo aquello que tenga cabida en mi rinconcito dentro del grandioso mundo de la red. Gracias a todos por invertir vuestro tiempo aquí, y recordad que los comentarios críticos y respetuosos sirven para aumentar los conocimientos del prójimo.

¿Por qué el amor es ciego y la locura lo acompaña siempre?

Cuentan que una vez se reunieron en un lugar de la tierra todos los
sentimientos y cualidades de los hombres. Cuando el ABURRIMIENTO había
bostezado por tercera vez, la LOCURA, como siempre tan loca, les propuso:
– ¿Jugamos al escondite?
La INTRIGA levantó la ceja intrigada y la CURIOSIDAD, sin poder contenerse, preguntó:
– ¿El escondite? y ?como es eso?
– Es un juego -explicó la LOCURA- en que yo me tapo la cara y comienzo a
contar desde uno hasta un millón mientras los demás se esconden y cuando yo
haya terminado de contar, debo ir encontrándolos a todos.
El ENTUSIASMO bailaba secundado por la EUFORIA. La ALEGRÍA dio tantos saltos que terminó por convencer a la DUDA, e incluso a la APATÍA, a la que la
diversión nunca interesaba nada. Pero no todos quisieron participar. La VERDAD prefirió no esconderse, ¿para qué?, si al final siempre la hallaban,
y la SOBERBIA opinó que era un juego muy tonto (en el fondo lo que le
molestaba era que la idea no hubiese sido suya), y la COBARDÍA prefirió no arriesgarse…
– Uno, dos, tres…-comenzó a contar la LOCURA.
La primera en esconderse fue la PEREZA que, como siempre, se dejó caer tras
la primera piedra del camino. La FE subió al cielo, y la ENVIDIA se escondió tras la sombra del TRIUNFO, que con su propio esfuerzo había logrado subir a la copa del árbol mas alto.
La GENEROSIDAD casi no alcanzaba a esconderse; cada sitio que hallaba le parecía maravilloso para alguno de sus amigos: un lago cristalino, ideal para la BELLEZA; el bajo de un árbol, perfecto para la TIMIDEZ; el vuelo de la mariposa, lo mejor para la VOLUPTUOSIDAD; una ráfaga de viento, magnífico para la LIBERTAD. Así que terminó por ocultarse en un rayito de sol.
El EGOÍSMO, en cambio, encontró un sitio muy bueno desde el principio, ventilado, cómodo… pero sólo para él. La MENTIRA se escondió en el fondo de los océanos.. !mentira!, en realidad se escondió detrás del arco iris, y la PASIÓN y el DESEO en el centro de los volcanes.
El OLVIDO…, !se me olvidó donde se escondió!. Cuando la LOCURA contaba 999.999, el AMOR todavía no había encontrado un sitio para esconderse, pues todo se encontraba ocupado, hasta que divisó un rosal y, enternecido, decidió esconderse entre sus flores.
– !Un millón! -contó la LOCURA, y, comenzó a buscar.
La primera en aparecer fue la PEREZA, solo a tres pasos de la piedra. Después se escuchó a la FE discutiendo con Dios en el cielo sobre Teología. Y a la PASIÓN y al DESEO los sintió en el vibrar de los volcanes. En un descuido encontró a la ENVIDIA y, claro, pudo deducir donde estaba el TRIUNFO.
Al EGOÍSMO no tuvo ni que buscarlo; el solito salió disparado de su escondite, que había resultado un nido de avispas. De tanto caminar sintió sed y, al acercarse al lago, descubrió a la BELLEZA. Y con la DUDA resultó mas fácil todavía, pues la encontró sentada sobre una cerca sin decidir aún de que lado del lago esconderse. Así fue encontrando a todos: el TALENTO entre la hierba fresca, la ANGUSTIA en una oscura cueva, la MENTIRA detrás del arco iris y hasta el OLVIDO, al que ya se le había olvidado que estaba jugando a los escondidos.
Pero solo el AMOR no aparecía por ningún sitio. La LOCURA buscó detrás de cada árbol, bajo cada arroyo del planeta, en la cima de las montañas y, cuando estaba por darse por vencida, divisó un rosal y las rosas… Y tomó
una horquilla y comenzó a mover las ramos, cuando de pronto un doloroso
grito se escuchó.
Las espinas habían herido en los ojos al AMOR. La LOCURA no sabía que hacer para disculparse; lloró, rogó, imploró y finalmente le prometió ser su lazarillo. Desde entonces, desde que por primera vez se jugó al escondite en la tierra,…
…EL AMOR ES CIEGO Y LA LOCURA LO ACOMPAÑA SIEMPRE

Anuncios

Adeus, Balbino, adeus

Portada do libro

Levamos unha pequena tempada na que “venres” é sinónimo de tristura. Hoxe, 27/11/2015, esta tristura chega ao panorama das Letras Galegas, coa morte dun dos grandes, Xosé Neira Vilas.

Neira Vilas naceu na pequena aldea de Gres, das terras de Lalín, o 3 de novembro de 1928. Coñeceu, no seu fogar campesiño máis precario que farto, a estreitura e a tristura das Posguerras. Estudou nunha escola rural, traballou dabondo na terra nunhas leiras que non eximen nin aos rapaces pequenos e, un bo día, en 1949, foxe ou emigra a Bos aires, a cidade galega máis populosa do mundo, galegos que neses anos protagonizaban un fermoso capítulo da nosa cultura: Castelao, Blanco Amor, Deoane, Dieste…
Alí, xa en contacto con estes homes e as súas inquedanzas, aprende o silabario da patria. Galicia, aquel nome pronunciado en voz baixa, aquel país marxinado ou coutado, e, no seu silabario, “un vento campesiño, unha paisaxe poboada por xentes que sofren a historia”.
En Bos Aires casa cunha cubana filla de galegos e, en 1961, emigran (e non foxen) a Cuba.
Neira Vilas, tanto tempo fóra do berce idiomático, tanto tempo lonxe da terra onde as palabras son quentura e comunicación viva, escribe un galego extraordinario: exemplar na naturalidade, rico como moi poucos e rigurosamente enxebre (puro e lexítimo).

“Eu Son…
Balbino. Un rapaz da Aldea. Coma quen dis, un ninguén. E ademais, pobre.”

Memorias dun neno labrego” foi a obra que o levou ata o cumio do seu éxito. É unha novela histórica e social publicada na Arxentina en 1961. De 1961 a 1981 editouse en galego unha ducia de veces e todo iso sen contarmos as edicións en castelán (España e Cuba) e sin termos en conta a versión portuguesa de 1968. A día de hoxe téñense publicados en lingua galega uns cen mil exemplares, lidos moitos con fruición, outros con paixón, pero ningún con indiferencia.
Na actualidade é o libro máis lido da literatura galega e ten traduccións a linguas como o chinés, o alemán, o ruso, o italiano…

“Ninguén me di para que serven as estrelas nin onde morren ox paxaros”.

Memorias dun neno labrego” foi creada coa intención de plasmar o estilo de vida dos anos 40 para un xoven campesiño dunha aldea galega.
O protagonista da nosa obra é Balbino, un neno dun pequeno pobo rural, que ten que loitar contra as inxustizas e o caciquismo daquela época da sociedade galega.

Balbino era un neno especial, un rapaz de aldea coa intención de entender o mundo.
A terra terá que serlle leve a Xosé Neira Vilas, xa que el non foi un ninguén, senón que foi Balbino, foi Galicia e, coma sempre dixo, foi un obreiro das verbas. Balbino, un rapaz que nos ensinou o verdadeiro valor da rebeldía.

Grazas por formar parte da memoria eterna do pobo galego. Sentímonos tristes por quedar orfos dun referente da nosa verdadeira identidade.

Sempre na lembranza.

Je suis Paris

Bandera de francia

Una llamada telefónica, una de esas en las que te lo pasas bien y enlazas temas y temas sin saber cómo. Una de esas llamadas que duran horas y siempre terminan con una sonrisa, siempre menos ayer tras escuchar la frase: “40 muertos en París por varias explosiones, te cuelgo y voy a ver que pasa, hablamos por skype”, en ese momento el fin de esa llamada ya no es feliz y el único pensamiento que me acompaña es el de cientos de heridos y otros cientos de familias destrozadas.

Al terminar la llamada enciendo rápidamente la radio, conecto las redes sociales, lo único de lo que soy consciente es de que la cosa está muy complicada y lo más importante es recibir información. Leo tweets del tipo:
Myriam Rodilla: “No es justo que haya gente que haga suyo el derecho de robarle la vida a alguien. #TodosSomosParis”
Pablo Alborán: “Hoy he cantado por las víctimas y sus familiares del atentado en Paris. Consternado y con mucha rabia. #prayforparis”
Dani Rovira: “Gastar la propia vida en acabar con la de otros es el acto más miserable y estúpido del ser humano. Tristeza absoluta. #París”
@bitxito26: “A algunos Españoles les cuesta mucho diferenciar entre Musulmán e Islamista Radical. Ya les costaba mucho hacerlo entre Vasco y Etarra.”
Jordi Évole: “Fútbol, teatro, restaurantes… El ocio de una noche cualquiera en Europa… Que ya no es una noche cualquiera.”
@Rubiyooo: “actos como estos nos hacen recordar que la independencia de Cataluña o la contaminación en Madrid son chorradas.”
@juanlusanchez: “Los que huyen hacia nuestras fronteras, a los que detenemos el paso, huyen de esto, huyen de estos.”
@JMundstok: ¿Qué pensarían Víctor Hugo y Dumas al ver a su amado París sufrir lo de ayer? También me duele. También amo a Francia, aunque con un amor distinto”
@JPMartinez29: “Cuando la ciudad de la luz oscurece, las demás ciudades se iluminan por ella”
@MejoresTwits: “Me llamo Omar. Soy musulmán. Condeno los atentados de París Más de 1.5 billones de musulmanes también. Recuérdalo”
@itsniamhug: Disneyland París cierra hoy por primera vez desde que abrió en 1992. #TodosSomosParís
@RobertoLealG: “En una guerra, cruel y dramática, el enemigo está enfrente. Esto es otra cosa. Es un caballo de Troya. #TodosSomosParís”
@fede_mana: Se considera “maldito” al viernes 13 por una gran matanza de templarios ocurrida en 1307. Setecientos años después aún no aprendimos nada.”

Todo el mundo se vuelca con París, unos aportando información, otros enviando palabras de ánimo. Pero lo que no pueden faltar son aquellos que acusan a los refugiados sirios, esos refugiados que vienen a Europa en busca de un trabajo que les de dinero para poder mejorar su vida en Siria, otros que huyen de la guerra. Y, el verdadero ejemplo de que no todos los de Oriente Medio son terroristas y o pertenecen a ISIS lo encontramos en este titular de Noticias4 “Un guardia musulmán evitó la tragedia en el estadio al expulsar a uno de los terroristas”.
Manuel Valls, primer ministro francés: “No son víctimas anónimas, son rostros, vidas, jóvenes, cuyas vidas han sido truncadas, que planeaban pasar una velada tranquila en un café o un concierto”.
Sería muy sencillo decir que las 129 vidas que se apagaron el pasado 13 de noviembre lo hicieron por encontrarse en el lugar menos adecuado en el momento menos adecuado, pero eso sería esconder la realidad. Una realidad que asola a Oriente Medio todos los días y que comienza a asolar Europa.
Y, de pronto, después del ataque a París todos queremos estar informados. Se busca todo tipo de información, se difunde todo lo que se lee sin parar a contrarrestarlo y, de pronto, nos damos cuenta de que la mayoría de las cosas que estamos difundiendo son bulos que fueron ocasionados por el miedo y la necesidad de información. ¿No es más fácil contrarrestar esa información que leemos por las redes sociales con la información que nos pueden dar cuentas como la de la Policía, la del Ministerio de Interior… antes de difundir todo lo que nos encontramos y preocupar a todo el mundo?

Recordemos que todos se vuelcan con este suceso, todos salvo las cadenas televisivas privadas, esas se vuelcan todavía con su parrilla del viernes por la noche y no tienen pinta de ir a cortarla por algo tan insignificante que todavía no ha llegado a España, ya cuando llegue, si da tiempo… si, si da tiempo ya avisarán.
Menos mal que queda la radio, el medio de comunicación que es capaz de no emitir un programa de deportes solo para seguir informando, durante 2 horas más, a aquellos que queremos recibir información instantánea de de los sucesos pero, sobre todo, de sucesos de gravedad como este. Así que lectores, ya sabéis, si quereis enteraros del fin del mundo… imágenes no vais a tener, eso es cierto, pero sonidos vais a conseguir muchos más.

Para finalizar, os recomiendo la lectura de estos dos artículos, el primero nos habla del islam, mientras que en el segundo, Pérez Reverte nos compara a la hermosa ciudad de París y su conservación con la materialista Madrid y su progreso tras la eliminación de elementos de antigüedad.